El gobierno anunció que se prohibirá el uso del collar eléctrico para educar a perros o gatos en Gales, Inglaterra.

La prohibición, que sería la primera de su tipo en el Reino Unido, está sujeta a la aprobación de los miembros del gobierno.

La iniciativa ha sido apoyada por grupos de protección animal que proclaman que el dolor y el miedo no son métodos de entrenamiento humanos.

La sociedad para la prevención de la crueldad hacia los animales “RSPCA” (Royal Society for the Prevention of Cruelty to Animals) comenta que es un “gran día para el bienestar animal en Gales” y el Kennel Club del Reino Unido dijo que era un “gran hito”.

Estos collares se usan a veces para entrenar a perros y gatos dando una descarga eléctrica cuando se considera que el animal se ha portado mal.

Según Elin Jones, Ministra de Asuntos Rurales, este tema no ha sido fácil de examinar.

“Realmente hay un alto grado de preocupación acerca del indebido uso que se hace de estos dispositivos, a diferencia de las respuestas de personas que los han utilizado y creen que han funcionado para parar comportamientos indeseados.

Sin embargo, el Gobierno Galés se toma muy en serio el bienestar animal y estoy convencida de que el enfoque que anuncio llegará muy lejos para promover el bienestar de los perros y gatos en Gales.”

La mayoría de las respuestas a las encuestas han salido a favor de una prohibición de los dispositivos eléctricos para la educación.

La RSPCA comentó que lleva años abogando en favor de dicha prohibición y defiende una serie de métodos de adiestramiento que no causan dolor ni sufrimiento.

Años de lucha

Claire Lawson, jefa de Asuntos Públicos de la RSPCA para Gales dice: “Éste es un gran día para el bienestar animal en Gales.

Gales es el primer país del Reino Unido en imponer esta prohibición y esperamos que los demás tomen nota y sigan pronto nuestro ejemplo.”

El Kennel Club del Reino Unido dijo que tras casi 13 años de hacer campaña en el Reino Unido y cuatro años en Gales esta decisión marca un hito en la historia.

Caroline Kisko, Directora de Comunicación, comenta: “Los collares eléctricos educan a los perros a través del dolor y del miedo ” son un método de adiestramiento cruel, arcaico e inadecuado.

Fuente: BBC News http://news.bbc.co.uk/2/hi/uk_news/wales/8537679.stm
Traducción: Doris Martín

Se anuncia la prohibición del collar de impulsos eléctricos en Gales (Reino Unido)

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà.